Empleados de Brainlab

Especialista de Soporte de Producto

Dragos

Dragos es un Especialista de Soporte de Producto que trabaja en la sede de Brainlab en Múnich. Aunque Dragos lleva casi 2 años en nuestra empresa, uno de los aspectos que más le gusta de su puesto es que cada día es distinto. Sigue leyendo para averiguar más sobre Dragos y su trabajo en Brainlab.

La historia de Dragos

En 2010 estaba acabando mi grado de electrotecnia y telecomunicaciones y trabajaba en el campo de ingeniería de redes. Después decidí seguir estudiando y opté por la especialidad de Ingeniería Biomédica; mi intención era trabajar después en el sector de los dispositivos médicos y contribuir a la revolución tecnológica en la medicina.

La primera vez que oí hablar de Brainlab fue en 2011 durante una clase de Cirugía Guiada por la Imagen en la Universidad Técnica RWTH de Aquisgrán. El profesor habló de las distintas técnicas de navegación y mencionó varios fabricantes; Brainlab me pareció la empresa más innovadora de todas. Desde entonces tenía claro que me quería incorporar a Brainlab, lo que conseguí en 2013. En la actualidad trabajo como Especialista de Soporte de Producto para Redes y eSalud en el equipo de Gestión de Conocimiento del Producto, que está formado por unas 13 personas. Nuestro equipo es muy internacional (6 nacionalidades distintas) y es distinto al resto porque estamos distribuidos por varias oficinas y trabajamos codo con codo con compañeros de I&D o Gestión del producto. Uno de los aspectos más atractivos de mi trabajo es que todos los días hago algo distinto. Tenemos una gran variedad de tareas asignadas, como la transferencia de conocimiento desde I&D a otros compañeros de Servicio Técnico, recabar opiniones y sugerencias sobre los productos y hacérselas llegar a los Gestores del Producto y a I&D; actualizar la documentación de Servicio Técnico o investigar las cuestiones técnicas y clínicas más complejas.

Nosotros mismos podemos organizar y planificar nuestro trabajo y realizar varias tareas en un mismo día.; considero que la flexibilidad es una de las principales ventajas de trabajar como Especialista de Soporte de Producto. Además de otros productos de Brainlab de red, también soy responsable de Quentry, nuestra plataforma para colaborar y compartir imágenes basada en la red que permite a los profesionales de la salud acceder, gestionar y compartir imágenes de diagnóstico y documentos; este producto se lanzó al mercado al poco de incorporarme a Brainlab.

Aunque la mayor parte del tiempo trabajamos en la oficina, a veces viajamos y visitamos a clientes, interactuamos con usuarios y vemos cómo los productos de Brainlab se utilizan en la práctica clínica. El momento más emocionante fue durante la primera demostración por videoconferencia en Asia. Un compañero de I&D y yo asesoramos de forma remota a un ingeniero del Servicio Técnico que estaba realizando una instalación. Al día siguiente recibí una foto de los cinco médicos que asistieron a la primera demostración, estaban contentísimos. Su satisfacción y la de otros muchos usuarios, como el neuroradiólogo de Chicago que conocí durante mi último viaje, son mi mayor motivación:  

Me he dado cuenta de que Brainlab es una empresa tan innovadora porque cuenta con empleados jóvenes, motivados y muy creativos; nunca había visto un equipo así. Por eso estoy muy contento de trabajar aquí.