Éxitos de Brainlab

De Asistente de Gestión Industrial a Director de Controlling Corporativo

Juergen

Juergen celebró su 20 aniversario en Brainlab. Aquí se explica cómo ha evolucionado la empresa durante todos estos años y los secretos de mantenerse en la cresta de la ola a largo plazo.

Éxitos, Juergen
¿Cuál fue tu primer puesto en Brainlab?

En 1996, presenté mi candidatura para una vacante de Asistente de Gestión Industrial.

¿Cómo te enteraste de la oferta de trabajo?

Vi la oferta en un periódico en Colonia, donde yo vivía por aquel entonces. Estaba buscando un nuevo reto en Múnich y pensé que era el trabajo perfecto.

¿Cómo describirías el proceso de selección?

Todo fue muy rápido: la entrevista salió muy bien y me ofrecieron inmediatamente el puesto. Enseguida, dejé el trabajo que tenía en Colonia y empecé a buscar un apartamento en Múnich. En un plazo de tres horas, ya había firmado el contrato de trabajo, el contrato de alquiler para un piso y me dispuse a empezar una nueva etapa en Múnich.

¿Has cambiado de puesto dentro de la empresa?

Durante estos 20 años, he contado con muchas oportunidades para avanzar y desarrollarme profesionalmente en Brainlab. En los primeros años, estuve trabajando en las áreas de contabilidad, compras, logística, producción y gestión de ventas, donde también fui jefe de grupo. Más adelante, me dediqué al área de compras hasta 1999, cuando me incorporé como Consultor Asistente a Dirección; ocupé este puesto hasta el año 2000. Después, desempeñé el cargo de Director de Servicio Técnico hasta 2009, año en que me eligieron Director de Controlling Corporativo, posición que ocupo en la actualidad.

¿En qué consiste tu puesto de Director de Controlling Corporativo?

Uno de los elementos más interesantes del controlling es la estrecha colaboración que mantenemos con el equipo directivo, así como el diseño de herramientas, informes y análisis que contribuyen a gestionar mejor el negocio y llevar a cabo con éxito proyectos de desarrollo de negocio. Como mucha gente aún se pregunta cuál es la utilidad de un departamento de Controlling, me gustaría citar un extracto de nuestra Declaración de Principios que refleja la transición que experimentó nuestro departamento desde “Data Experts” a “Business Partners”.

 

El área de Controlling de Brainlab desarrolla y contribuye a llevar a cabo el proceso de gestión basándose en la definición de objetivos, la planificación y el control, compartiendo la responsabilidad para alcanzar estas metas. Gracias al conocimiento de procesos, el análisis de datos y los informes de inteligencia empresarial, el controlling sirve para adoptar decisiones transparentes y fundadas desde el punto de vista económico. Proporcionamos por iniciativa propia recomendaciones de gestión e informamos al equipo directivo si no se cumplen los requisitos necesarios.

 

Brainlab se había creado hace poco cuando empezaste, ¿cómo se ha desarrollado la empresa en todos estos años?

Cuando me incorporé a Brainlab, era una startup con veinte empleados. He visto como la empresa crecía vertiginosamente y cómo se duplicaban o incluso triplicaban los indicadores clave de rendimiento cada año. Cuando la burbuja tecnológica estalló y ocasionó una crisis financiera, Brainlab no registró impacto alguno en el desarrollo de su negocio; durante la crisis bancaria del año 2008 la situación fue similar, Brainlab siempre ha crecido. ¡Creo que Brainlab resiste muy bien las crisis!

¿Cómo describirías las posibilidades de desarrollo profesional en Brainlab?

Brainlab siempre ofrece excelentes oportunidades para personas motivadas. En todos estos años, he visto como empleados que ocupaban puestos administrativos cambiaban a áreas técnicas, así como el proceso inverso. ¡Y la posibilidad de realizar proyectos concretos en filiales extranjeras es una oportunidad excelente para avanzar profesionalmente!

¿Qué es lo que más te gusta de trabajar en Brainlab?

Me encanta trabajar con tantos departamentos distintos. De cara al futuro, estoy impaciente por acercar aún más el departamento de controlling a todas las áreas de negocio y convertirnos en un proveedor de servicios internos para dichos departamentos.

¿Qué proyecto te ha deparado más satisfacciones?

Implementar procesos de inteligencia artificial en Brainlab: en el año 2000 ya empezamos a trabajar con tableros de seguimiento de desempeño y generación automática de informes para el servicio técnico —herramientas que siguen siendo de actualidad— y que ahora se utilizan en toda la empresa. Otro proyecto interesante fue las negociaciones y la implementación del software de servicio de asistencia remota iHelp en el año 2004; entonces era posible adquirir soluciones de servicio remoto con licencias ilimitadas. Las ventajas eran bastante reducidas porque las conexiones eran lentas y limitadas, pero así sentamos las bases para la solución actual: iHelp.

¿Qué distingue a Brainlab de otras empresas?

Para responder a la preguntar me remitiré a la época en la que el uso de los correos electrónicos y de internet aún estaba bastante restringido. En Brainlab, teníamos una infraestructura moderna desde mi primer día en la empresa, en 1996, y, además, el ambiente de trabajo siempre ha sido estupendo.

¿Qué es lo que te motiva para ir a trabajar todos los días?

A mí me motiva mucho encontrar déficits en la empresa y trabajar para mejorar los procesos y la rentabilidad junto con otros departamentos.

¿Cuál es el aspecto más atractivo del trabajo en tu departamento?

El espíritu de equipo del departamento y trabajar con el equipo directivo en proyectos cruciales.

¿Participas en alguna actividad de ocio de Brainlab?

Sí, soy uno de los fundadores del equipo de fútbol de Brainlab, que inició su andadura en el año 1997.

¿Cuál es el secreto para desarrollar una trayectoria profesional larga y satisfactoria en una empresa como Brainlab?

¡Buscar siempre nuevas oportunidades y desafíos! ¡Hay muchos retos distintos y siempre aparecen nuevos!